Hola, Soy Selene Pinto Y esta es mi página Bienvenido Encontrarás narraciones de mitología con un panda ¡Porque todos amamos a los pandas!

Hola, Soy Selene Pinto|Y esta es mi página| Bienvenido | Encontrarás narraciones de mitología con un panda | ¡Porque todos amamos a los pandas!

¿Quién era Loki en la mitología nórdica?

Ambiguo, astuto, engañoso, travieso, descontrolado y el mayor desestabilizador de los dioses de Asgard. Este es el dios nórdico Loki, hijo de los gigantes Farbauti y Laufey junto a sus hermanos Helblindi y Byleistr. En esta imagen, se lo ve junto a su esposa Sigyn, quien lo protegió del veneno doloroso en su castigo eterno por matar al dios Baldur e iniciar el Fimbulvetr, invierno de tres años que precede al Ocaso de los Dioses, Ragnarok.



Habitaba en Asgard junto a los demás dioses pero su naturaleza era cambiante y compleja llevándolo a actuar tanto a favor como en contra de sus congéneres. Algunas veces consiguió objetos de valor para Odín pero en otras ocasiones logró que todos se enfrentaran a él por haber causado la muerte de Balder el dios feliz.

Loki estaba casado con Sigyn de quién tuvo un hijo llamado Narvi pero posteriormente se unió a Augrboda con quien tuvo tres monstruos: el gran lobo Fenrir, la serpiente Jörmungard y a Hel. También es su hijo Sleipnir, el caballo de ocho patas que lleva a Odin por todos los mundos del Yggdrasyl.


Tras la travesura que causó la muerte de Balder los Aesir emprendieron la búsqueda de Loki que fue atrapado por Thor junto a sus hijos Narvi y Vali a quien transformaron en lobo y devoró a su hermano de quien sus vísceras se usaron como cadenas para Loki. Encima, sobre su cabeza, colocaron una serpiente que goteaba veneno y Sigyn, ante tal suplicio de ver a Loki con el goteo sobre su cabeza, se apiadó de él e intentó ayudarle recogiendo en un cuenco aquel veneno pero no pudo evitar el castigo que se prolongó hasta el ocaso de los dioses, el Ragnarok donde finalmente Loki lideraría las huestes del reino de Hel y se enfrentaría a Heimdall, el vigía del fin del mundo, hasta la muerte.

Por: Gino Ostuni, edición de Selene Pinto.

Share this:

CONVERSATION

0 comments:

Publicar un comentario